Smartphone y Recuperación

10 Consejos útiles

por Alejandro Rodríguez
jueves 22 de noviembre de 2018

Recomendaciones para uso del smartphone en adictos en recuperación


Todos sabemos de nuestra tendencia a "sustituir", que nuestro problema es el “como”, el “cuando” y el "cuanto” y que, aunque ahora sin sustancias, seguimos siendo impulsivos, compulsivos y obsesivos a la hora de desarrollar ciertas conductas.

El smartphone es un invento maravilloso, lleno de posibilidades, que ha cambiado la vida de millones de personas en todo el planeta. Ya no es sólo un teléfono sino que actualmente portamos en nuestro bolsillo un ordenador que nos permite acceder a contenidos de audio, video, consultas en internet, bancarias, de correo electrónico, realizar pagos, jugar etc.


Todas estas aportaciones tecnológicas pueden derivar en un uso excesivo y enfermizo del terminal que, si no es detenido, estará alimentando nuestra adicción (ahora sin drogas). Por ello es determinante aprender y esforzarnos en mantener un uso saludable del smartphone.


Estos consejos te servirán para conseguirlo:


1. No utilices el smartphone como despertador, radio o reproductor de audio/vídeo antes de acostarte. Hazte con un despertador, no son caros.


2. No dejes el smartphone en la mesilla de noche o cerca de la cama. Mejor que descanse en otra habitación.


3. No consultes el móvil hasta después del aseo matinal y desayuno. No pasarás tanto tiempo “conectado”.


4. Limita el uso del smartphone a hacer llamadas y recibir mensajes y/o correos electrónicos. Deja las redes sociales, las cuentas bancarias, juegos y otros usos para otros dispositivos no móviles. Esto te permitirá disponer de más tiempo libre.


5. Silencia el teléfono al mediodía y come tranquilo. Haz lo mismo en momentos que requieran tu presencia y atención.


6. Al llegar a casa apaga o silencia el teléfono. El lugar donde dejas llaves, cartera y otros objetos que sueltas al llegar a casa puede ser perfecto para aparcar el terminal.


7. Acostúmbrate a dejar el teléfono en el coche cuando hagas la compra, deporte o pases tiempo con amigos. Evita la multitarea e intenta centrarte en lo que estás haciendo en cada momento.


8. Muchas veces en preferible apagar a silenciar. Enmudecer el smartphone puede provocar todavía más consultas que si lo dejamos con sonido.


9. Si usas el teléfono para trabajar fija un horario para estar conectado y cúmplelo. Permanecer disponible las 24 horas del día supondrá una tortura y toneladas de ansiedad y malestar. Utiliza la función del teléfono que restringe las llamadas entrantes y crea una lista de números para los que debes estar disponible: hijos, padres mayores, familiares enfermos, colegio niños…


10. Cambia de teléfono si todavía recibes “llamadas del pasado”. Si has tenido un perfil de consumo problemático de pornografía, juego online, páginas de contactos etc... tu aparato ideal será un terminal básico sin acceso a internet.

 

Un uso saludable del móvil aportará calidad de vida, libertad e in-dependencia a tu recuperación. 

El contenido de este blog no pretende sustituir el consejo médico profesional

Compartir: