El Dolor de Freddie

"Bohemian Rhapsody"

por Alejandro Rodríguez
jueves 8 de noviembre de 2018

La película “Bohemian Rhapsody” cuenta la historia de un grupo de rock. Nos hace viajar a los años 70 y 80 cuidando cada detalle de ambientación y vestuario. Es una historia de éxito pero también el relato del sufrimiento de un inadaptado.

El Londres de los setenta no era un lugar fácil para un inmigrante, homosexual y de dentadura llamativa. Por si esto fuera poco, Mercury fue criado en un ambiente tradicional y muy religioso donde su modo de vida chocaba frontalmente. No es extraño que el tema principal de las letras de Freddie sea la culpa en todas sus formas, un espíritu que no se siente bien consigo mismo, en deuda eterna con los suyos.

Pronto encontró Freddie un alivio temporal a su pesar con el triunfo de su banda y, más adelante, con el contacto con las drogas. Aunque la película pasa de puntillas sobre el tema, el señor Bulsara (su verdadero apellido) padeció la tortura de la adicción a alcohol y cocaína. Las relaciones sexuales de riesgo, tan habituales en cocainómanos, marcaron su destino.

Así pues, dejando de lado focos y glamour, nos hallamos ante la historia de un “sufridor” en toda regla al que sociedad y educación hicieron sentir como alguien sin valor, raro y (por si esto fuera poco) culpable, terreno abonado para la búsqueda desesperada de alivio y una vida miserable.

El contenido de este blog no pretende sustituir el consejo médico profesional

Compartir: